La llegada del chip Apple M1 a los ordenadores de la compañía más exitosa del mundo ha revolucionado el panorama internacional. La ruptura con Intel parecía arriesgada, pero tras unas semanas de prueba toca profundizar un poco en el nuevo fenómeno informático de masas. Si antes ya tenían complicado convencernos de dejar de utilizar ordenadores de la empresa de la manzana mordida, ahora ya será imposible por completo. Bienvenidos al futuro de la informática, ¡aunque lo mejor es que ya está entre nosotros!

¿Qué es Apple M1?

Parecía mentira que una empresa tan potente como Apple, una de las que mejor reputación tiene en todo el mundo, dependiese de terceros para funcionar. Así es, hasta hace bien poco, los procesadores de los ordenadores de la compañía de Cupertino eran de Intel. Por desgracia, no les quedaba otra. Sin embargo, la firma tecnológica decidía dar un puñetazo sobre la mesa en pleno 2020, ‘el año del coronavirus’. Apple decidía lanzar al mercado sus primeros equipos informáticos con el Apple M1, su procesador de arquitectura ARM de fabricación propia.

¿Qué había cambiado en la mentalidad de la compañía para dar este paso de una vez por todas? En realidad, nada de nada. Por lo visto, se trata de una novedad que llevaba décadas gestándose en el seno de la empresa, ¡y que por fin ha terminado materializándose! ¿Y qué es la arquitectura ARM? A pesar de haber nacido en la década de los 80, este tipo de procesadores no se popularizó hasta la llegada de los dispositivos portátiles. Estos, que no podían integrar soluciones de refrigerado, conseguían bajar su temperatura manteniendo su eficiencia gracias a su forma de gestionar el trabajo.

La compañía fundada por Steve Jobs ha decidido que su primera incursión en este tipo de tecnología sea el chip Apple M1. Un componente que está dejando un muy buen sabor de boca entre los usuarios y que hoy analizamos al milímetro. ¡Atentos al movimiento más alucinante de la última década por parte de la empresa de la manzanita!

Rendimiento de Apple M1

Cuando Steve Jobs anunció, allá por el año 2005, que Apple ‘vestiría’ procesadores Intel, la noticia corrió como la pólvora. Los mejores dispositivos del mundo, y, por qué no decirlo, los más bonitos, serían también de los más potentes. Década y media después de aquello, a pesar de no haber flojeado nunca en este aspecto, la compañía ha decidido dar un paso adelante y empezar a utilizar su propio chip Apple M1. Y ojo, que la cosa va sobre ruedas. La compañía decidía incluirlo tanto en su Mac mini y sus MacBook Air y MacBook Pro de 13 pulgadas, y su rendimiento no podría haber sido más prometedor.

personalizado

¿Pero cómo es posible que un chip que hasta hace unos meses solo operaba en iPhone y iPad corra ahora en ordenadores? ¿Cómo puede funcionar con agilidad un Macbook Pro con un Apple M1? Pues porque detrás de este avance hay muchísimo trabajo. Tanto, que justo antes de ser lanzado, la batalla Apple M1 vs Intel estaba prácticamente ganada por los de Cupertino. Tal y como hemos podido leer en Xataka, “la segmentación, el mayor número de registros, el tamaño fijo de las instrucciones o el sistema de recolección de basura han sido claves del rendimiento de los chips de Apple basados en la filosofía RISC”, ¡y tanto que sí!

¿Significa esto que el Apple M1 ha tocado techo? De eso nada, la fiesta no ha hecho más que empezar, ¡pero ya se asegura que la firma está trabajando en su sucesor! Hay quien lo llama Apple M1X, aunque hay quien opta directamente por Apple M2. No sabemos cómo lo llamarán finalmente, pero algo parece seguro: será absolutamente espectacular.

Componentes de Apple M1 y sus funciones

Tal y como hemos leído en la propia web de Apple, los Mac integraban diversos chips para controlar los distintos componentes del sistema. Uno de los grandes avances del chip Apple M1 es que la marca lo ha convertido, como en ESDLA, en ‘un anillo para gobernarlos a todos’. Es decir, a los Mac, ya sean de sobremesa o portátiles, les basta con el M1 para ir como un tiro.

¿Qué elementos podíamos encontrar en los ordenadores Apple antes de la llegada del chip M1?

  • Procesador
  • Puertos de E/S
  • Seguridad
  • Memoria

Ahora, si destripásemos nuestros Macs, encontraríamos una arquitectura muy diferente. Un único chip ARM que, además, cuenta con un nuevo sistema de memoria. Se acabó la RAM propiamente dicha, ahora tenemos una memoria unificada y compartida por todo el sistema. Esto “aumenta significativamente tanto el rendimiento como la eficiencia energética”, y creednos, leyendo las opiniones sobre el Apple M1… ¡se nota! ¿Menos consumo de recursos, menor necesidad de energía y mayor eficiencia? Atentos al último apartado del post, ¡porque el Apple M1 parece ser el Santo Grial de la informática!

Comparativa con una CPU de Intel

Aunque los usuarios de Apple estábamos muy felices con las CPUs de Intel, la marca era consciente de que no podía estancarse en este aspecto. La evolución de los de Tim Cook en sus dispositivos móviles en comparación con la de los procesadores de Intel estaba siendo absolutamente meteórica. De hecho, si los números de los que presume Apple de su M1 son así, tal cual, estamos ante una auténtica barbaridad.

  • Para empezar, el hecho de contar con cuatro procesadores de alto rendimiento y otros cuatro de alta eficiencia ya llama la atención.
  • Según la compañía, “en comparación con el chip de laptop PC más reciente, el chip M1 brinda un rendimiento significativamente mejor en todos los niveles de consumo de energía”.
  • Además, asegura que el Apple M1, en condiciones normales, “ofrece hasta el doble de rendimiento del CPU en comparación con un chip de PC”.
  • ¿Algo más? Desde luego, porque dejando la modestia aparte, Apple afirma que su nuevo chip “puede igualar el rendimiento máximo de un chip de PC usando tan sólo un cuarto de la energía”.
  • En cuanto al rendimiento, en este apartado tampoco se andan con chiquitas. La empresa tecnológica sentencia que su creación ofrece hasta tres veces más rendimiento que cualquier otro chip de PC.
  • ¿Y el rendimiento gráfico? Siguiendo la misma línea, con el Apple M1 disfrutaremos de una calidad el doble de superior con respecto a los procesadores Intel.

Todo un baño de realidad para una Intel que, durante muchos años, ha sido clave para el crecimiento de la compañía de Cupertino. Eso sí, si todos estos números se cumplen, como así parece, y además Apple está preparando un sucesor digno del Apple M1… Para nosotros que acaban de convertirse en la compañía informática perfecta, ¡si es que no lo era ya!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here